Inicio » Parque Costero del Sur » Ordenanzas y Resoluciones » Ordenanza N° 294/98
  PROYECTO DE LEY (Senador Vega)
 


El Honorable Senado y la Cámara de Diputados de la Provincia de Buenos Aires, sancionan con fuerza de: LEY

Ley Provincial de Ecoturismo.

Capítulo I

Artículo 1: La presente ley tiene como objeto establecer los requisitos para la prestación de servicios de turismo ecológico, respecto de las actividades que se practiquen en el medio natural, estando siempre supeditadas a las características espaciales y los valores medioambientales y culturales.

Artículo 2: A los efectos de la presente ley se considerará: Turismo ecológico a aquella actividad turística ambientalmente responsable, consistente en visitar áreas naturales en el medio en el que desarrollan, sea éste aéreo, terrestre - de superficie o subterráneo- y/o acuático, con mínima disturbación, con el fin de gozar de sus atractivos (paisaje, flora y fauna silvestres), así como cualquier manifestación cultural (presente o pasada), a través de un proceso que promueve la conservación, tiene bajo impacto ambiental y cultural y propicia una participación activa y socioeconómicamente benéfica de las poblaciones locales.

El citado concepto incluye de manera no exhaustiva:

Turismo aventura es aquel donde el contacto con la naturaleza requiere de esfuerzo y riesgos, tales como rafting, parapente, cabalgatas, montañismo, espeleología deportiva, buceo, etc.

Agroturismo/Gastronómico muestra y explica al ecoturista todo el proceso de producción de las fincas agropecuarias y agroindustrias, culminando con la degustación del producto.

Ictioturismo es la actividad diseñada para el turista conservacionista inclinado a dicha actividad, en la que captura, mide, pesa y devuelve al agua, minimizando el impacto sobre la especie.

Científico está orientado a científicos naturalistas para que puedan realizar investigaciones en los diferentes campos (biología, botánica, zoología, etc.).

Rural es la oferta de habitaciones en sus viviendas o casas completas por parte de comunidades rurales, con la finalidad de brindar las experiencias de las actividades propias del campo.

Capítulo II: Ámbito de aplicación

Artículo 3: Están incluidas en el ámbito de aplicación las personas físicas o jurídicas que mediante precio, se dediquen a la realización de actividades de turismo ecológico, conforme a las prescripciones de la presente ley.

Artículo 4: Están excluidos de su ámbito los clubes, federaciones deportivas, etc., cuando organicen la realización de actividades en la naturaleza, dirigidas en forma exclusiva a sus asociados o afiliados y no al público en general.

Capítulo III: Autoridad de aplicación

Artículo 5: El organismo de aplicación de la presente ley será determinado por el Poder Ejecutivo, a cuyo efecto podrá ejercer sus funciones:

a) por gestión directa;
b) por delegación en otros organismos y entidades;
c) por coordinación con las distintas autoridades en los niveles de nación, provinciales, municipales y el sector privado;
d) por coordinación con entidades oficiales y privadas extranjeras.

Artículo 6: El organismo de aplicación tiene los siguientes deberes y atribuciones

a) Integrar y jerarquizar el ecoturismo en la formulación y ejecución de la política turística provincial.
b) Desarrollar un Plan Estratégico de ecoturismo, articulado con los demás planes vigentes. El mismo deberá contemplar la participación de la comunidad local en la planificación y gestión y una justa distribución de beneficios y obligaciones.
c) Establecer mecanismos de consulta permanente con los diversos sectores intervinientes: organismos comunales, regionales, ONGs, universidades, operadores turísticos, etc.
d) Establecer un inventario de activos ecoturísticos de la provincia.
e) Impulsar la redacción de la historia de las localidades según las versiones recopiladas de sus más antiguos pobladores.
f) Establecer reglas y requisitos, así como los medios para evaluar y supervisar a los operadores.
g) Regular, organizar y administrar el funcionamiento del registro provincial de prestadores de servicios de ecoturismo, controlando la actividad de los prestadores que se inscriban en el mismo.
h) Otorgar certificaciones, licencias y permisos asociados a esta industria.
i) Determinar la duración y utilidad de lo establecido en el inciso f), así como su revocación o suspensión si no se cumple con las normas y acuerdos establecidos.
j) Establecer controles periódicos sobre las zonas incluidas en los circuitos ecoturísticos y presentar informes de situación con la correspondiente actualización de indicaciones para los operadores ecoturísticos.
k) Conducir los aspectos administrativos y de control previstos en esta ley.
l) Aprobar los acuerdos ecoturísticos, celebrados por entidades públicas o privadas nacionales o extranjeras que tengan como ámbito de ejecución - aunque sea parcialmente- a la provincia de Buenos Aires.
m) Aplicar sanciones conforme al régimen de infracciones de acuerdo a lo que establezca la reglamentación.
n) Establecer y difundir entre los prestadores un registro de expertos en flora, fauna, ecología y aquella disciplina que considere pertinente.
o) Establecer sistemas estadísticos y de información del movimiento del mercado turístico provincial.
p) Declarar de interés turístico aquellas zonas, centros, circuitos, etc., que ameriten su preservación y desarrollo.
q) Elaborar un programa de educación ambiental para turistas y usuarios. El mismo deberá definir las medidas de emergencia adecuadas para cada actividad prevista.
r) Convenir con las entidades empresarias representativas de los sectores que intervengan en la organización, representación intermediación y prestación de servicios ecoturísticos, el establecimiento de sistemas de autocontrol.
s) Aportar material a las instituciones públicas y privadas de enseñanza para el diseño de programas educativos en ecoturismo.
t) Establecer guías generales para el diseño y construcción de instalaciones ecoturísticas.
u) Promover la utilización de tecnologías ambientalmente sanas, que ahorren agua y energía, prevengan la polución, dispongan el tratamiento de aguas residuales, eviten la producción de desechos y estimulen el reciclaje.
v) Reglamentar la presente ley en un plazo de 120 (ciento veinte) días.

Capítulo IV: Protección del medio ambiente.

Artículo 7: Toda operación turística debe ser ambientalmente responsable de acuerdo a lo previsto en la Ley 11.723.

Artículo 8: Las sanciones que se establezcan en la reglamentación de la presente Ley deberán considerar su función ejemplificadora así como la posible irreversibilidad de los daños en discusión.

Artículo 9: En forma previa al establecimiento de un destino de ecoturismo, se deberá realizar un análisis del impacto ambiental que las obras y los servicios ulteriormente causarían en el sector, de acuerdo al mecanismo que establezca la reglamentación de la presente ley.

Artículo 10: La evaluación del impacto ambiental identificará, determinará y proyectará los efectos directos e indirectos, inmediatos y mediatos, que la explotación del destino produzca sobre los siguientes factores: el ser humano, la fauna, la flora, el suelo, el agua, el aire, el paisaje, el clima, el microclima y la interacción entre los factores precedentes.

Capítulo V: De los operadores turísticos, concesionarios y/o permisionarios.

Artículo 11: La determinación de zonas a concesionar se regirá por lo dispuesto en el artículo 20 de la Ley10.907 de Reservas Naturales.

Artículo 12: La adjudicación de zonas a favor de concesionarios privados para su afectación a obras de infraestructura ecoturística en ningún caso implicará la prohibición de paso o acceso de público en general. Tendrán exclusividad en los rubros de hotelería, accesorios de servicios, restaurantes y prestaciones vinculadas a la alimentación, así como a los demás servicios conexos que determine la reglamentación. El derecho de exclusión y permanencia corresponderá solamente al área concesionada.

Artículo 13: Los operadores ecoturísticos, concesionarios y/o permisionarios deberán:

a) Brindar a los ecoturistas una cobertura de seguros que abarque los riesgos que puedan derivarse de la práctica del ecoturismo que éstos hubieren contratado.
b) Garantizar que el equipo, el transporte y todo otro elemento que provean a los ecoturistas sean los adecuados para las actividades acordadas y se hallen en óptimas condiciones de operatividad y seguridad.
c) Propender a la utilización de recursos locales con criterio ambientalista, mano de obra local y habilidades tradicionales.
d) Implementar el programa de educación para ecoturistas previsto en el artículo 6 inc. m).
e) Confeccionar y poner a disposición de cada visitante un manual con las disposiciones legales vigentes, las precauciones que deberán adoptar e información relevante respecto de las características culturales de la comunidad local, así como cualquier otro dato que se considere necesario para la preservación de la integridad física y cultural de los ecoturistas, los residentes habituales y el medio ambiente.

Artículo 14: El personal a cargo de la instrucción deberá realizar en forma previa cursos especializados que dictará por sí o por terceros la Autoridad de Aplicación.

Artículo 15: Los materiales utilizados para la construcción de infraestructura deberán cumplir con las normas internacionales en materia de calidad y seguridad, debiendo ser de carácter ignífugo y sin agresividad para el medio ambiente.

Artículo 16: Sólo podrán ser comercializadas aquellas actividades, instalaciones y equipos certificados como aptos para ecoturismo por la Autoridad de Aplicación o quien ella determine.

Artículo 17: Autorízase al Poder Ejecutivo para efectuar en el Presupuesto General de Gastos y Cálculo de Recursos para el Ejercicio vigente las adecuaciones que resulten necesarias para el cumplimiento de la presente Ley.

Artículo 18: Comuníquese al Poder Ejecutivo.

FUNDAMENTOS
El turismo constituye actualmente una de las industrias en mayor expansión sostenida en el mundo entero. Para persistir en esta tendencia, el sector requiere de la incorporación de nuevos destinos y criterios de esparcimiento.

En este sentido, es cada vez mayor el número de personas que viajan buscando un mayor contacto con la naturaleza y con la cultura de poblaciones autóctonas, por lo que el llamado ecoturismo - que consiste en realizar viajes hacia áreas naturales sin disturbar o sin contaminar, con el objetivo específico de estudiar, admirar y gozar el panorama junto con su flora y fauna silvestres, así como manifestaciones culturales pasadas o presentes- desde la década del '80 tiene un crecimiento relativo superior (25-30 % anual) al turismo de masas (10-15%) y se considera que será la principal en un futuro cercano (OMT).

Su incremental aporte al proceso de producción y generación de ingresos, tanto internos como divisas, su contribución al empleo interno de fuerzas productivas, particularmente mano de obra y el gran potencial que presenta hacen necesario que se adopten todas las medidas posibles para impulsar su desarrollo.

Sin embargo, el uso irracional de los recursos naturales sobre los cuales reposa, la falta de correspondencia entre lo ofertado y lo que se brinda en forma efectiva, la desprotección de los turistas frente a guías inexpertos, equipos deficientes o servicios inexistentes, la agresión de que pueden sentirse objeto las poblaciones tradicionales, etc., hacen indispensable promover un desarrollo ordenado de esta industria.

El ecoturismo se halla contenido dentro del llamado turismo sostenible y es definido por la Organización Mundial del Turismo como “un modelo de desarrollo económico concebido para mejorar la calidad de vida de la comunidad receptora, facilitar al visitante una experiencia de alta calidad y mantener la calidad del medio ambiente del que tanto la comunidad anfitriona como los visitantes dependen”, siendo una de sus características más sobresalientes, el positivo impacto que su planificación adecuada puede tener en el desarrollo local y regional.

En este sentido, es mayoritaria la participación de microemprendimientos y pymes rurales y urbanos ya que ejerce sus efectos multiplicadores: hoteles, albergues, paradores, centros artesanales, transportistas zonales, granjas, servicios y productos gastronómicos regionales, artistas locales, etc. El presente proyecto pretende favorecer el arraigo de los habitantes a su entorno, al respeto de su estilo de vida y a sus tradiciones culturales.

El crecimiento puede resultar exponencial si se generan proyectos como el del Camino del Gaucho que abarca el territorio costero desde Santa Catarina, Brasil, hasta el sur de nuestra Provincia e incluye aspectos turísticos, de patrimonio natural y cultural así como manejo productivo sustentable. Asimismo, coordina esfuerzos del sector privado a través de la Fundación CEPA que fue su iniciadora, de la Municipalidad de Mar Chiquita – a la que luego se sumaron otros gobiernos municipales y provinciales- y organismos de cooperación internacional como UNESCO.

Es de fundamental importancia que, tal como se contempla en el proyecto, se asuma que para impulsar la difusión territorial del desarrollo es indispensable la coordinación sistemática de esfuerzos de todos los actores involucrados:

¨ El Estado: debe constituirse en el coordinador por excelencia pues se halla involucrado a través de sus diferentes niveles (Nación, provincia, municipio) y áreas (seguridad, vialidad, salud, educación, habilitaciones, etc.), de allí la necesidad de establecer una adecuada vinculación entre las autoridades que deberán ejercer el control. Su función específica es la planificación estratégica.

¨ La comunidad local: son frecuentemente ignoradas por diversos motivos a evitar (falta de cohesión e identificación; falta de compromiso de las empresas para lograr su integración en el proyecto o su tendencia a maximizar beneficios en el corto plazo desestimando posibles exigencias; etc.). Sin embargo, es un factor crítico pues suelen depender de los mismos recursos naturales que atraen a los turistas, pueden sentir invadido su espacio con el consecuente impacto en sus hábitos y aún en su provisión y utilización de recursos. Es indispensable, entonces, alentar a los habitantes para que asuman funciones de generación y liderazgo de sus propios proyectos (desde ellos, para ellos) así como de articulación con los demás actores. El ecoturismo debe ser una herramienta para promover a las propias comunidades para que se conozcan, se enorgullezca de lo que tienen y aprendan a difundirlo.

¨ La industria turística: debe ser plenamente consciente de que el “producto” es frágil y debe ser cuidadosamente preservado. Este actor es de vital importancia para la formación de mercado, la promoción y la conquista de espacios en el negocio a nivel internacional.

¨ Turistas: debe ser cuidadosamente considerada tanto su satisfacción como la necesidad de implementar recaudos a nivel educativo y conservacionista.

¨ ONG: siendo su función central la de asesoramiento y control es destacable el rol que pueden desempeñar como intermediarios con las comunidades locales.

¨ Sistema financiero: debe ser incluido para favorecer el acceso al crédito para emprendimientos ecoturísticos o relacionados en forma indirecta.

Al inscribir la actividad turística como factor de desarrollo en este marco conceptual, se asumen cuatro principios básicos:

1. La sostenibilidad ecológica garantiza que el desarrollo sostenible sea compatible con el mantenimiento de los procesos ecológicos esenciales, de la diversidad y de los recursos biológicos.

2. La sostenibilidad cultural: el desarrollo deberá dar al hombre más control de su vida, ser compatible con la cultura y los valores de la población afectada y fortalecer la identidad de la comunidad.

3. La sostenibilidad económica pues los proyectos deben ser económicamente eficiente y los recursos deberán ordenarse de manera tal que sirvan también a las generaciones futuras.

4. La sostenibilidad local: el desarrollo tiene por objeto beneficiar a las comunidades y sustentar la rentabilidad de las empresas (micropymes) locales.

La búsqueda de medidas que impulsen emprendimientos productivos es una necesidad insoslayable. El ecoturismo, para los países como el nuestro con valiosos recursos naturales y culturales que, además, son demandados por los países desarrollados que ya han agotado los destinos tradicionales, es una gran posibilidad de desarrollo en los términos en que la Comisión Mundial sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo: para satisfacer las necesidades esenciales se requiere no sólo crecimiento económico en los países donde la mayoría de la población es actualmente pobre, sino la seguridad de que esas personas conseguirán su parte justa de los recursos necesarios para gozar de ese crecimiento.

Este no sólo es deseable sino factible, en función de los beneficios que se podrían obtener a partir de una puesta en práctica equilibrada:

-Integra a las comunidades locales.

-Logra un desarrollo armónico con el medio ambiente, a través de tomar como base para la toma de decisiones los estudios de impacto ambiental.

-Promueve la autoestima comunitaria.

-Oferta, valora, preserva y genera beneficios económicos de los recursos naturales y culturales a favor de las comunidades locales.

-Promueve el rescate, restauración, conservación, investigación y difusión de yacimientos arqueológicos, monumentos arquitectónicos y cualquier obra física de interés colectivo regional.

-Promueve y valora las manifestaciones culturales autóctonas (bailes, artesanías, ggastronomía, vestimenta, manifestaciones religiosas, etc.).

-Genera empleo local, tanto directo como indirecto ( cada puesto directo produce tres indirectos).

-Estimula el desarrollo de empresas turísticas (agencias de viajes, transporte, alojamiento, alimentación, recreación, etc.), así como también a las suplidoras (ganadería, agricultura, comunicaciones, agroindustrias, etc).

-Estimula la optimización de la infraestructura de servicio (comunicaciones, agua potable, recolección y deposición final de residuos, puertos, etc.).

-Diversifica la economía local.

-Genera divisas al Estado e inyecta capitales a las economías regionales.

-Induce a la planificación regional, logrando un desarrollo armónico e integral de todos los sectores de la economía.

Por todo lo expuesto es que solicito a los señores senadores que apoyen con su voto favorable la presente iniciativa.

 
 
 
 
 
INICIO
CTC
GALERIA
            DE FOTOS
 
PARQUE COSTERO DEL SUR
DAÑO AMBIENTAL
LEGISLACIÓN
ECOLOGÍA
ART. DE INVESTIGACIÓN
BIÓSFERA
 
TURISMO
COMERCIOS
HOSPEDAJES
GASTRONOMÍA
HISTORIA
 
DIFUSION
APEROS O RECADOS
EMPRENDIMIENTOS
DOCUMENTAL
SHOW DE PAYADORES
CERAMICA PRECOLOMBINA
MAESTRO CERAMISTA
 
POLITICA
UBICACION
INFORMES
 
© Copyright 2011. TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS - Diseño: [G. DOS ]
a